Este Es El Final De La Historia De Buddy, El Héroe Que Querían Sentenciar A Muerte

Este es el desenlace de la historia de Buddy, quién conmovió a miles de corazones en todo el mundo.  Abajo encontrarás la petición que se abrió en GoPetition para salvarlo.

El pasado jueves una desequilibrada madre en la cuidad de Moama en New South Wales – Australia, llevó a su dos hijos de cinco y nueve años de edad al Río Murray, donde intentó ahogarlos. Gracias a las valientes acciones de un perrito Pitbull su cometido no fue efectuado, al menos, no del todo.

Según los padres de la mujer y abuelos de los niños, así como amigos y otros familiares, ella en repetidas ocasiones había manifestado que tenía la necesidad y la firme intención de ahogar a sus hijos, se desconoce el porqué, pero es fácilmente presumible que sufra algún tipo de desorden mental. El abuelo manifestó que ya había dado aviso a las autoridades pertinentes sobre el peligro que los niños corrían, pero que nadie había hecho nada por no existir pruebas de su denuncia.

Como vemos en este vídeo y la razón importante de firmar la petición que encontrarás a continuación es porque sus intenciones quedaron más que claras el día que llevó a sus dos hijos al río, se metió con ellos en él y comenzó a empujar sus cabecitas hacia abajo, para hundirlos en el agua. Buddy, el perrito de una familia que se encontraba cerca al lugar, escuchó los gritos de los niños y el ruido del agua agitándose violentamente, por lo que salió, sin pensarlo, en su ayuda.

Según su familia, Buddy es el perrito más dulce del mundo, dicen que creció entre niños y que ello generó en él un carácter dócil pero protector con los chicos. Toda la comunidad lo reconoce como un perro pacífico, amable y jamás agresivo.

El perrito se abalanzó contra la madre y la mordió para que soltara a los dos niños que ya estaban perdiendo su capacidad de lucha para intentar salir del agua, estaban por quedar inconscientes. Buddy tomó al niño de nueve años y lo haló con todas sus fuerzas hasta la orilla, salvó su vida, aunque le generó algunas heridas en el proceso. Lamentablemente, no alcanzó a hacer lo mismo por el otro pequeño quién tristemente murió en el río.

Cuando la policía llegó al lugar vieron que la madre tenían mordidas en varias partes del cuerpo y pensaron que el perro los había atacado y que era peligroso. Arrestaron a la madre, rescataron el cadáver del niño menor del río y se llevaron a Buddy a una perrera, donde tenían planeado matarlo debido a los supuestos ataques.



La familia de Buddy desesperada porque la policía no quería entender que lo que había hecho el perrito era intentar ayudar a los niños, inició una campaña para recaudar 50.000 firmas y evitar que el Pitbull fuera sacrificado.

La petición decía lo siguiente:

Buddy no tiene historial de ser un perro peligroso, y ciertamente no había mordido a nadie antes. Es miembro de nuestra familia y ha crecido entre niños toda su vida, ha sido el perro más gentil; simplemente vio a los niños en peligro y trató de ayudar. Los perros no tienen manos para ayudar como los humanos, ellos tienen que usar sus dientes, y al hacerlo, se le ha puesto como si hubiera atacado al niño.

Si quieres visitar el sitio y unirte a la campaña, lo puedes hacer en el enlace que encontrarás a continuación. Lo que la familia busca con esto es mostrarle a la policía que las personas apoyan al perrito y no están de acuerdo con el trato que le han dado, al separarlo de su familia, ni con la injusticia de querer matarlo sólo por la mala fama que tiene su raza.


Enlace de GoPetition: GoPetition – Buddy.

Gracias al apoyo inmenso que el caso recibió en redes sociales, la policía tuvo que abrir una investigación la cual determinó que el perrito si había intentado ayudar a los niños y que no era peligroso. Fue liberado y regresado a sus familiares, quienes con lágrimas en los ojos han agradecido el esfuerzo de todas las personas que ayudaron a este peludo héroe y evitaron que una injusticia horrible se cometiera.

Actualmente la petición ya fue cerrada debido a que las firmas necesarias se recaudaron y el propósito con el que se hizo se logró. Ahora Buddy ya se encuentra súper feliz en su casa al lado de las personas a las que él ama y que lo aman también. Menos mal que sus dueños no lo abandonaron, nunca se dieron por vencidos y entre todos pudimos salvarlo!!

En cuanto a la madre, enfrenta cargos por asesinato e intento de asesinato. El niño que sobrevivió, gracias a Buddy, está bajo el cuidado de sus abuelos, quienes se unieron en la defensa del perrito. En una entrevista el abuelo materno manifestó lo siguiente:

Tengo un perro similar y sé que estaba tratando de ayudar a los niños, es su naturaleza cuando crecen con niños. Tengo un nieto, gracias a que Buddy, un perro valiente tomó la iniciativa que se requería

Que alegría que este peludito ya esté bien, esperamos tenga una larga vida en la que pueda seguir disfrutando del amor de su familia y agradecemos inmensamente a todos los que lo apoyaron!!

Fuente: DailyMail.