Hizo Creer A Todos Que Fue Un Accidente, Su Hijo No Merecía Lo Que Le Hizo

En este vídeo narran qué pruebas el fiscal logró hallar para demostrar que lo ocurrido fue un hecho premeditado.

En el año 2014 un pequeño niño, un almita inocente, de menos de dos años de edad, murió después de pasar 7 horas encerrado en el carro de su padre,  Justin Ross Harris, soportando un calor insufrible. Muchos niños han fallecido de esta forma, pero en todos los casos fue un olvido o un accidenten, sin embargo, en este caso fue su propio padre quien planeó meticulosamente el asesinato de su hijito.

Al comienzo, el padre se hizo pasar por una víctima de un terrible accidente, dijo que había olvidado llevar a su niño a la guardería y que luego se había dirigido hacia su lugar de trabajo, olvidando por completo que el niño aún estaba en la parte de atrás del vehículo. Sin embargo, los investigadores hallaron distintas incoherencias en su testimonio y lograron encontrar dos hechos que demostrarían, al final de un largo juicio, la culpabilidad de este infeliz.

Lo primero fue que encontraron en su computadora de trabajo búsquedas relacionadas con la muerte de niños y animales dentro de un auto a altas temperaturas y lo más contundente es que hallaron en su teléfono móvil mensajes de texto con contenido sexual a diferentes mujeres, en los que prometía separarse de su familia, pero uno en particular aclaró las cosas: “Claro que amo a mi hijo, pero tú y yo necesitamos escapar”. Estos dos hechos sumados a varios otros detalles, como por ejemplo, que el lugar donde estacionó el auto es estrecho lo que lo hubiera obligado a girar su cuerpo hacia la parte de atrás del carro o a mirar por el espejo retrovisor, situaciones en las cuales evidentemente hubiera visto al niño que reposaba en el asiento trasero del vehículo.

Nada va a ser que este ángleito vuelva a la vida pero al menos este desalmado hombre enfrentará a la justicia y no se saldrá con la suya, ya que recientemente un juez condenó a Justin a cadena perpetua por el asesinato de su hijo. Sin embargo, muchos están disgustados con el resultado porque piensan que él merece la pena de muerte.

Mira en el vídeo a continuación más detalles de esta escalofriante historia y compártela para ayudar a generar presión a la justicia para que sea más severa con su castigo.