No Querían Dejar Jugar A Este Abuelo Así Que Él Les Robó La Pelota Y Lo Que Pasó Increíble

Mientras un grupo de amigos juega fútbol en un parque de la colonia, el abuelo Memo (Séan Garnier) interrumpe el partido y le da un giro inesperado. Lo subestimaron, lo rechazaron y no le permitieron jugar, pero él no se dejo amedrentar, les robó la pelota y les demostró que la edad es sólo algo que limita la mente no el cuerpo. Descubre qué pasó dentro de la cancha.



Source