Una maestra tomó esta fotografía en 1978, 40 años después comprende el impacto que tuvo en una de sus alumnas






Cindy Davis como muchos niños (casi todos o al menos la gran mayoría) enfrentó enormes dificultades durante sus años de escuela. Pero no solo eso, para el año 1978 la niña, que cursaba en ese momento tercer grado, vivía también complejos problemas en su hogar.

Su madre se había divorciado recientemente y sin haber transcurrido mucho tiempo de la separación, ella encontró una nueva pareja que traía consigo un reto para madre e hija, pues él vivía en otro estado, por lo que tuvieron que mudarse, forzando a la niña a experimentar una fuerte sensación de desarraigo, además de enfrentar cambios, tanto de casa como de escuela e incluso de padre.

Como era de esperarse cuando Cindy llegó a Granite Elementary School no fue bien recibida por sus compañeros, quienes de inmediato la aislaron y enfocaron múltiples burlas hacía su persona.

Este era el escenario en ese momento para esta pequeña: una nueva ciudad, un nuevo hogar, una nueva familia y una escuela en donde no tenía amigos. La situación la entristeció fuertemente al punto de deprimirla, pero entonces encontró una inesperada amiga.

La profesora Margaret Foote notó la compleja situación que la pequeña Cindy estaba viviendo y como buena maestra que era, en vez de darle la espalda e ignorarla, la tomó bajo su protección. La acompañó siempre que le fue posible, le asignaba trabajos que motivaban su intelecto, para mantenerla ocupada, le pedía que le ayudara como asistente en sus clases y fue este sentimiento de verse así misma como alguien útil y a quién otros necesitaban lo que la ayudó a salir adelante.

Desde que la Sra. Foote se hizo cargo de ella para Cindy todo cambió. Encontró la motivación y la razón para continuar su existencia.

Ella era la razón por la que quería levantarme en la mañana e ir a la escuela todos los días, le dijo Cindy a KSL

Fue tanto el impacto que esta maestra tuvo en la pequeña que una vez terminó su escuela, comenzó a estudiar para convertirse en maestra también, inspirada en la mujer que le había en el pasado, según ella, salvado su vida.

Se graduó como maestra y con los años se convirtió en directora de una escuela y actualmente dicta un curso en la universidad entrenando con un enfoque humano a los profesores, para que ellos continúen el ciclo de apoyo a los estudiantes que pasan por momentos difíciles.

40 Años después de que Cindy hubiera conocido a la Sra. Foote, la visitó en el hogar donde ahora ella descansa y sin la esperanza de que aún la recordara, se llevó la sorpresa más grata pues la maestra la reconoció de inmediato y confirmó que los mejores maestros nunca olviden el rostro de ninguno de sus alumnos.

Comparte esta historia si tuviste alguna persona que marcara positivamente tu camino, te inspirara a continuar y a luchar por hacer de ti una persona que le devuelve al mundo lo que alguna vez recibió!

Fuente: KSL.

CoolCloud en tu email, suscríbete:

No te pierdas lo mejor de CoolCloud!
suscribe tu email!

Las redes sociales tienen políticas que restringen muchas de las historias que te gustan, la mejor forma para que no te pierdas estas historias es que las recibas directamente en tu email.

Gracias por suscribirte.

Algo salio mal.